1 julio, 2022

Recetas y consejos de seguridad

Igualar o amaestrar llaves para mayor comodidad

La llave es esa pequeña pieza metálica que tiene la capacidad de abrir o cerrar una puerta. Hasta este punto, todo marcha bien, sin embargo, el problema se presenta, cuando debes utilizar muchas puertas y tener todas estas llaves, puede ser un verdadero caos. Esta situación se puede evitar si igualas o amaestras tus llaves.

Amaestrar, Igualar… ¿No es lo mismo?

Amaestramiento o igualamiento de llaves, son procedimientos diferentes, pero que proporcionan el mismo beneficio, la reducción de la cantidad de llaves que necesitas en tu llavero a diario, sin que el nivel de seguridad disminuya.

En ambos casos, las modificaciones mecánicas son realizadas por parte de un cerrajero profesional, directamente a los bombillos o cerraduras, no a las llaves. Sin embargo, son procedimientos que demuestran algunas diferencias.

El amaestramiento de llaves permite que una llave pueda abrir una serie de cerraduras de una propiedad, pero que de igual manera, cada puerta conserve su llave individual, la cual no puede abrir ninguna otra puerta.

Si vas a aplicar este método en una empresa, puedes conversar con el técnico que va a realizar el trabajo y puedan definir perfiles de acceso a través de un plan de amaestramiento, es decir, que el personal de un área no pueda acceder a las puertas de otra área, por dar un ejemplo.

Por otra parte, se encuentra el igualamiento de llaves, un proceso más sencillo, por ende, se recomienda en viviendas unifamiliares, porque permite que todas las puertas de una propiedad, puedan ser abiertas por una misma llave, pero no puede abrir las puertas de otra vivienda.

Aquí no existen perfiles de acceso, con esa llave es posible acceder a todas las entradas de la vivienda.

Condiciones para amaestrar o igualar llaves

En primer lugar, cualquiera de estos procedimientos debe ser ejecutado por parte de un cerrajero profesional.

Para amaestrar llaves, necesitas coordinar un sistema de cierres planificado, es decir, evaluar el acceso que requiere cada persona, para que su llave no limite su desplazamiento o que le permita acceder a otros lugares que no le competen.

Es importante que todas las cerraduras sean de la misma marca, aparte de que las dimensiones internas y la entrada de la llave sean iguales.

En el caso del igualamiento de llaves, se debe acoplar varios cilindros de manera que puedan ser abiertos por una misma llave, así que solo se puede aplicar a cerraduras de la misma marca y modelo.

Entonces… ¿Es mejor decisión amaestrar o igualar las llaves?

Esta decisión va a depender de tus necesidades, porque, cada familia u organización tendrá sus propios requerimientos y deseará un determinado nivel de comodidad.

Sin embargo, si deseas conocer algunos ejemplos de cuando utilizar el amaestramiento o el igualamiento, los verás a continuación.

El amaestramiento de llaves es recomendado para empresas, fábricas, hoteles e incluso en algunos condominios. Solo necesitan coordinar muy bien el plan de amaestramiento, para que todos los usuarios tengan el acceso que les corresponde.

Si decides igualar llaves, este se aplica en viviendas, así no perderás tiempo en buscar la llave para cada puerta, desde el garaje, hasta tu dormitorio. También puedes hacer un igualamiento de llaves para las áreas comunes de un condominio, así solo abrirá el acceso al jardín, al trastero, pero no a la puerta principal de algún piso.